17.1.06

Menos dragones caperucita...

He aquí un breve pero intenso fragmento del Hagakure, otro libro-guía de conducta para el samurai.


El dragón

Había un hombre en China al que gustaban mucho las imágenes representando a dragones. Todos sus muebles y vestidos estaban decorados con este emblema. El dios de los dragones se dio cuenta de este amor profundo, así que un día, un verdadero dragón se presentó en su ventana. Se dice que el hombre se murió del susto... Era seguramente un charlatán que se hubiera revelado como tal en el momento de la acción.

Etiquetas:

3 comentario(s):

El Hagakure, en mi opinión, debería ser de lectura obligatoria para los estudiosos de lo japonés. Es una entrada profunda en la mentalidad japonesa tradicional.

Por Blogger Illuminatus, a las 7:47 p. m.  

estoy de acuerdo contigo.
besitos

Por Blogger BridgetManson, a las 1:51 p. m.  

solo un dragon puede enfrentarse a otro

Por Anonymous Anónimo, a las 6:43 p. m.  

Escribe un comentario

<< Página principal